El Pueblo

  • Vista de Cogolludo desde el Palacio de los Duques de Medinaceli
    Vista de Cogolludo desde el Palacio de los Duques de Medinaceli
  • Sala de exposiciones del Palacio de los Duques de Medinaceli en Cogolludo
    Sala de exposiciones del Palacio de los Duques de Medinaceli en Cogolludo
  • Patio interior del Palacio de los Duques de Medinaceli en Cogolludo
    Patio interior del Palacio de los Duques de Medinaceli en Cogolludo
  • Fachada del Palacio de los Duques de Medinaceli en Cogolludo
    Fachada del Palacio de los Duques de Medinaceli en Cogolludo
  • Interior de la Iglesia de Santa María (S. XVI) de Cogolludo
    Interior de la Iglesia de Santa María (S. XVI) de Cogolludo
  • Exterior de la Iglesia de Santa María (S. XVI) de Cogolludo
    Exterior de la Iglesia de Santa María (S. XVI) de Cogolludo
  • Vista aérea de Cogolludo
    Vista aérea de Cogolludo

A la distancia de 40 Km. de Guadalajara y a una altitud de 893 metros, la Villa de Cogolludo se asienta sobre una colina, junto al valle del Henares, entre las últimas estribaciones de la sierra y el final de la Campiña.

Ya en la edad de bronce, hace más de 4.000 años, hubo asentamientos cerca del casco urbano de Cogolludo, en el paraje del Lomo.

La Iglesia de Santa María (s. XVI)

Inglesia-1

La Iglesia de Santa María es del siglo XVI y se encuentra casi en lo más alto del cerro, a unos 890 metros de altura sobre el nivel del mar. Esta iglesia es de las llamadas ” de salón”, cuyo interior es gótico decadente. Las tres naves en que la iglesia se divide son de igual altura. El genial salón está cubierto por quince bóvedas de crucería estrellada. Estas bóvedas están sujetadas por ocho pilares exentos, y otros dieciséis adosados a la pared. Las del bajo del coro son planas y están sujetas por arcos muy rebajados. La iglesia se ve iluminada por nueve ventanales rasgados, en las naves, y un gran ojo de buey, sobre el coro.

Se entra al templo por dos portadas renacentistas; la del sur de elegantes líneas, se encuentra dentro del atrio cerrado por rejería forjada y pilastras rematadas por bolas. La puerta está entre dos columnas de estilo dórico, aunque se ensanchan en la basa haciendo en su parte de arriba un arco de medio punto. Encima de la puerta hay una hornacina que guarda a Santa María con El Niño. Ésta está techada por un frontón triangular. Además de albergar a la patrona, la iglesia alberga un lienzo de Ribera, del barroco español pero influenciado por Caravaggio.

El exterior de la iglesia se sujeta por varios contrafuertes repartidos por todo el perímetro.

Interior-de-la-iglesia

Lo más llamativo de la iglesia por fuera es su campanario. Éste se divide en cuatro molduras que se van haciendo más pequeñas según se asciende. Las dos primeras molduras, empezando por abajo, son de sillarejo, en las que podemos observar dos ventanales que dan al exterior. Las dos últimas son de sillería y se pueden ver las troneras -ventanales que dan al exterior que acaban arco de medio punto, dos en cada cara-. En la parte más superior se encuentran las campanas, en la actualidad tres. La torre se ensalza con un capitel de madera cubierto por pizarra y plomo, y en lo más alto una gran cruz sobre una bola con su veleta.

 

Palacio de los Duques de Madinaceli (S XV)

Palacio-de-los-duques-de-medinaceli-fachadaEs el primer palacio renacentista español hecho al modo de los palacios florentinos. La fachada tiene prominente almohadillado. Su portada central está cubierta de ornamentación plateresca. El tímpano muestra el escudo ducal, que aparece numerosas veces en la fachada como elemento decorativo. Consta de dos pisos separados por una imposta. Del interior se conserva el patio y una chimenea gótica mudéjar en el salón del segundo piso.